¡Vámonos de Winic con Bodegas Cepa 21!

En Bodegas Cepa 21 nos hemos unido con marcas de lujo para poner a la venta en nuestra tienda on line unas completas cestas de ‘winic’ (wine + pícnic), que contienen todo lo necesario para un divertido aperitivo campestre: una botella de Cepa 21 2015, unos loncheados de ibéricos Blázquez, aceite de oliva virgen extra Castillo de Canena, almendras y regañás de La Chinata.

Diseñadas en exclusiva por Stella Rittwagen, las cestas incluyen también un práctico mantel para extender en el suelo y colocar las viandas.

En Cepa 21 os proponemos aprovechar los atardeceres de verano, cuando las altas temperaturas dan tregua, con una escapada al aire libre. Sólo nos hará falta elegir un rincón fresco e idílico, porque de la parte gourmet nos encargamos nosotros gracias a nuestra cesta de ‘winic’ (wine + pícnic).

 

La diseñadora de complementos malagueña Stella Rittwagen ha creado en exclusiva una cesta de rafia con un coqueto pompón, inspirada en el bello entorno de nuestra bodega, ubicada en Castrillo de Duero, en Valladolid, y rodeada de hermosos viñedos. El pack es perfecto para disfrutar de un almuerzo en el campo, ya que incluye todo lo necesario. En su interior encontramos una botella de Cepa 21 2015, un mantel a cuadros vichy rojos y blancos –diseñado también por Rittwagen, con el logotipo de la bodega– y una cuidada selección de productos gourmet: embutidos ibéricos, aceite de oliva virgen extra, almendras tostadas y crujientes regañás.

…Y un picoteo a la altura

La cesta de ‘winic’ de Cepa 21 se completa con un paquete de loncheados de la firma Jamones Blázquez: uno con jamón ibérico (30 gr) y otro de lomo ibérico (30 gr); una botella de aceite de oliva virgen extra Reserva Familiar de Castillo de Canena (500 ml), un picual galardonado internacionalmente (Premio Mario Solinas y Mejor Aceite del Mundo por la guía Flos Olei); un tarro de almendras tostadas de la firma cacereña La Chinata, de la variedad marcona, con aceite de oliva virgen extra, romero y pimentón ahumado (110 gr) y un paquete de regañás, panecillos duros similares a los picos y típicos de Andalucía, elaborados también por La Chinata con AOVE (125 gr). La bolsa de ‘winic’, una edición limitada a 100 unidades se encuentra ya a la venta en nuestra tienda online a un PVP de 79,90 euros.

winic-cepa21-vinedo

Horcajo 2014 consigue 95 puntos en Wine Spectator con su primera añada

La puntuación de la prestigiosa revista supone un espaldarazo a esta nueva referencia de nuestra innovadora Bodega.

Lo lanzamos en mayo de 2018 como el vino más top de la casa, un monovarietal de Tempranillo procedente de una de las parcelas más especiales de la bodega.

La revista norteamericana Wine Spectator, máximo referente del sector vinícola a nivel mundial, ha calificado con 95 puntos a Horcajo 2014. Esta puntuación supone un importante reconocimiento a la excelente calidad de este vino, máxime teniendo en cuenta que se trata de su primera añada. Elegante y complejo, el tinto Horcajo 2014 llegó al mercado hace tan sólo dos meses, en una edición limitada de 1.457 botellas.

WINE_SPECTATOR_HORCAJO_95_POINTS

Icono de la viticultura moderna

Horcajo 2014, que toma su nombre de la finca de la que procede, viene a marcar un punto de inflexión en la trayectoria de nuestra joven pero ya consolidada Bodega. Tras una crianza de 18 meses en barricas de roble francés, este monovarietal de Tempranillo presenta un color rojo picota muy intenso que muestra su buena evolución durante la maduración. En nariz es sumamente elegante y complejo, con una base madura de fruta negra enriquecida en matices por el paso por madera, mientras que en la boca destacan su equilibrio y calidez, con un postgusto largo y persistente. Por la singularidad de su elaboración y su procedencia, el vino llega al mercado en edición limitada de sólo 1.457 botellas.

La finca más especial de la Bodega

Las uvas de este nuevo vino provienen de una de las parcelas más interesantes a nivel vitícola de la bodega: el Horcajo. Su geografía se compone de una empinada ladera en forma de franja, que arranca con una orientación noroeste hasta terminar en una orientación oeste, y su altitud está comprendida entre los 800 y los 820 metros sobre el nivel del mar. Sus suelos son francos, con buen drenaje y una fertilidad limitada, y cuenta con un microclima muy particular, marcado por su excepcional frescura y dado por su orografía, siempre expuesta a vientos y cambios bruscos de temperatura que propician ciclos largos, maduraciones lentas, producciones muy limitadas y un gran potencial aromático. Incluso en las vendimias más cálidas, este singular viñedo es capaz de mantener la frescura y la viveza de aromas. La añada de la que procede Horcajo 2014, un año extraordinariamente lluvioso, con una primavera cálida y un invierno seco de grandes contrastes térmicos entre el día y la noche, favoreció además la completa madurez aromática y polifenólica, dando como resultado un vino redondo en matices.

Presentamos nuestras novedades a la prensa andaluza

Nuestro presidente, José Moro, ha viajado a Sevilla para presentar nuestros vinos y novedades a diferentes colectivos, todos ellos apasionados del mundo del vino. El restaurante Abades Triana ha sigo el elegido para reunirnos con más de una decena de periodistas interesados en nuestra marca.

Durante el encuentro los vinos de Cepa 21 se han maridado con diferentes platos, elaborados especialmente para la ocasión por la cocina de Abades Triana. Luis Galán, gerente de Grupo Viñafiel y Antonio Martín, propietario del restaurante, no se quisieron perder este almuerzo en el que conocer más a fondo Bodegas Cepa 21 y la Ribera del Duero.

 

 

 

Horcajo 2014, nuestro vino más top

Acabamos de lanzar una nueva referencia que se presenta como el vino más premium de la casa. Se trata de un monovarietal de Tempranillo procedente de una de las parcelas más especiales de la bodega, el Horcajo, con suelos francos y un microclima excepcionalmente fresco que propicia ciclos largos y maduraciones lentas y potencia la carga aromática del vino

Elegancia y complejidad definen esta primera añada, que llega al mercado en edición limitada de 1.457 botellasComo su propio nombre indica –nombre que toma de la finca de la que procede-, Horcajo 2014 viene a marcar un punto de inflexión en la trayectoria de esta joven, pero consolidada bodega.

Etimológicamente horcajo significa ‘punto de unión de dos montañas’ y es un accidente geográfico relativamente común en la Ribera del Duero que aparece cuando, en la zona de transición entre la vega y el páramo, se encuentran dos cerros con distinta orientación. Ese cambio de orientación y también de altura (ya que las laderas que llegan al horcajo ascienden hacia la llanura alta del páramo ganando altitud gradualmente) hace que estos lugares aporten multitud de posibilidades en el cultivo de la vid y en la elaboración, pudiendo subparcelar por altitud o por orientación.

LA FINCA MÁS ESPECIAL DE LA BODEGA

Las uvas de este nuevo vino provienen de una de las parcelas más interesantes a nivel vitícola de la bodega: el Horcajo. Su geografía se compone de una empinada ladera en forma de franja, que arranca con una orientación noroeste hasta terminar en una orientación oeste, y su altitud está comprendida entre los 800 y los 820 metros sobre el nivel del mar. Sus suelos son francos, con buen drenaje y una fertilidad limitada, y cuenta con un microclima muy particular, marcado por su excepcional frescura y dado por su orografía, siempre expuesta a los vientos y cambios bruscos de temperatura que propician ciclos largos, maduraciones lentas, producciones muy limitadas y un gran potencial aromático. Incluso en las vendimias más cálidas, este singular viñedo es capaz de mantener la frescura y la viveza de aromas. En definitiva, se trata de una parcela que, pese a su reducido tamaño, aporta al vino multitud de matices. 

La añada de la que procede Horcajo 2014, un año extraordinariamente lluvioso, con una primavera cálida y un invierno seco de grandes contrastes térmicos entre el día y la noche, favoreció además la completa madurez aromática y polifenólica, dando como resultado un vino redondo en matices.

MÁXIMA EXPRESIÓN DE SU AÑADA

Tras una crianza de 18 meses en barricas de roble francés, el vino presenta un color rojo picota muy intenso que muestra su buena evolución durante la maduración, que ha moldeado a este Horcajo 2014 hasta sacar lo mejor de su añada. En nariz es sumamente elegante y complejo, con una base madura de fruta negra enriquecida en matices por el paso por madera, mientras que en la boca destacan su equilibrio y calidez, con un postgusto largo y persistente. Por la singularidad de su elaboración y su procedencia, el vino llega al mercado en edición limitada de sólo 1.457 botellas.

Damos la bienvenida a la primavera con nuevas experiencias: desde catas con tapeo hasta viajes en globo sobre nuestros viñedos

Entre las experiencias sensoriales en torno al vino que ofrecemos en Bodegas Cepa 21, esta  temporada proponemos rutas en bicicleta, tours en globo aerostático y catas aromáticas.

Por fin ha llegado la Primavera y con ella, los ansiados pronósticos de buen tiempo. Para disfrutar del aire libre y de una naturaleza que este año nos mostrará todo su esplendor, hemos organizado un interesante programa de actividades con el vino como leitmotiv. Para que todos los que nos visitéis tengáis la posibilidad de descubrir cada rincón de la bodega a través de experiencias clásicas, sensoriales y a medida.

Catas y comidas con maridaje

Las experiencias más clásicas son perfectas para conocer la bodega y el proceso de elaboración de nuestros vinos, desde el cultivo de las cepas en el viñedo hasta la degustación, pasando por las fases de fermentación, crianza y etiquetado. Se puede elegir entre catas de dos o cuatro vinos (15 y 25 €, respectivamente), catas con degustación de tapas (35 € con dos vinos o 45 € con cuatro) y una comida-maridaje en nuestro Restaurante Cepa 21, dirigido por el chef Alberto Soto (Premio Castilla y León de Gastronomía 2015) y reconocido con un Sol Repsol.

El precio de esta última opción es de 90 € con cata previa de dos vinos (Hito y Cepa 21) o de 100 € con cata previa de cuatro (sumándose Hito Rosado y Malabrigo). También es posible utilizar las instalaciones bodegueras –que incluyen restaurante, bar, terraza, jardín y espacios para proyecciones– para organizar eventos a medida.

Para paladares aventureros

Para quienes queráis ir más allá y vivir nuevas sensaciones en torno al vino, en Cepa 21 proponemos experiencias sensoriales que no olvidaréis fácilmente. Entre ellas, esta primavera será posible recorrer los viñedos en bicicleta eléctrica –con pedaleo asistido, para que la excursión sea cómoda y sencilla–, con parada para tomar el aperitivo en el Restaurante Cepa 21 y probar las etiquetas Hito y Cepa 21 (40 €). También se podrán contemplar los viñedos desde las alturas, en globo aerostático (mínimo 6 personas; 220 €/persona). El paseo entre las nubes tiene unas 3-4 horas de duración y termina con un aperitivo en la terraza del restaurante, catando las etiquetas Hito e Hito Rosado. La tercera propuesta sensorial es una cata aromática de dos o cuatro vinos (25-45 €) en la cual los asistentes deberán descubrir los aromas escondidos en cada vino con el apoyo de unas campanas de esencias que facilitarán la identificación de los aromas del vino.

 

Cepa 21 2015. La consolidación de bodegas Cepa 21

Con una extraordinaria expresión y fruto de una de las mejores añadas de la historia de la Ribera del Duero, Cepa 21 2015 , el buque insignia, supone un punto de inflexión y la consolidación de Cepa 21 como gran bodega, Madrid, septiembre de 2017.

Inaugurada en 2007, Bodegas Cepa 21 es el proyecto de innovación de la familia Moro y tiene como objetivo elaborar vinos basados en la tradición, la variedad autóctona y el terroir de la zona pero acordes con las nuevas tendencias. La nueva añada de su buque insignia, Cepa 21 2015, supone un punto de inflexión y la consolidación de esta joven pero activa bodega y es la añada de mayor expresión desde que se plantó el viñedo. Un vino que, en palabras de José Moro, presidente también de Bodegas Emilio Moro y heredero del saber hacer de una saga de tres generaciones de viticultores, “no deja indiferente”.

Cepa 21 es un monovarietal de Tinta Fina procedente de un viñedo de exposición norte (que propicia ciclos vegetativos más cortos) y en su elaboración se busca el equilibrio entre la fruta y la madera, ésta última aportada por su paso durante 12 meses por barricas de roble francés. Cepa 21 2015 es además el resultado de una añada cálida en la Ribera del Duero, con una primavera de temperaturas más elevadas de lo normal que favorecieron el desarrollo de la uva, y que ha estado marcada principalmente por las lluvias puntuales de julio. Después del envero y hasta la vendimia los contrastes térmicos entre el día y la noche (de 25ºC a 7ºC) favorecieron enormemente la maduración y adelantaron la vendimia dando como resultado una añada extraordinaria.

De color rojo cereza intenso muy cubierto, Cepa 21 2015 destaca en nariz mostrando la personalidad de la añada con intensidad y finura. En un primer plano aparecen los aromas primarios del tempranillo madurados en barrica, acompañados de balsámicos y sutiles maderas tostadas, mientras que en boca es poderoso, de tanino estructurado, gran volumen y con un postgusto largo y muy persistente. En definitiva, nos encontramos ante la añada de mayor intensidad desde que se plantó el viñedo y ante un vino que supone un punto de inflexión y la consolidación de Cepa 21 como gran bodega. En palabras de José Moro, “después de catarlo no puedes permanecer impasible”.

P.V.P recomendado: 18 €.

SOBRE LA BODEGA

Situada en el pueblo de Castrillo de Duero, en Valladolid, Cepa 21 es el proyecto de innovación de la familia Moro (propietarios también de la prestigiosa bodega ribereña Emilio Moro) y tiene como objetivo elaborar vinos de altísima calidad cuidando al detalle todos los elementos que intervienen en la vinificación: desde la selección del terruño y la uva hasta un control pormenorizado de los procesos en viñedo y en bodega.

El edificio, elegante y sobrio, está perfectamente integrado con el paisaje y equipado con la más moderna tecnología. Por su situación geográfica, domina un paisaje de cincuenta hectáreas de viñedo propio plantadas con cepas centenarias de la variedad Tinto Fino, una de las más puras del clon Tempranillo. Suelos propios de Ribera del Duero, altitudes y pendientes y una filosofía de trabajo que no utiliza ningún tipo de producto residual en la plantación, dan como resultado vinos con toda la tipicidad de Ribera, eso sí, pasada por el crisol de la revolución vitivinícola de los últimos años.

El éxito de sus vinos ha estado recientemente respaldado por un aumento del 28% en la facturación de Bodegas Cepa 21 respecto al ejercicio anterior y por su presencia en más de 50 mercados internacionales a los que la bodega exporta un 45% del total de su producción.